martes, agosto 30, 2011

¿Quién o quiénes son los responsables de negligencias médicas en Cuba?

Esta nota que incluyo a continuación  me permite recordar un caso muy similar de un paciente quien fue en los 90’s cuando aún trabajaba en el Hospital Julio Trigo. El paciente era esposo de una enfermera que trabajaba en la consulta externa del Hospital Julio Trigo, y tenía además de las funciones propias de su profesión, la de vigilar y vigilarme. Lo cierto es que su esposo, un paciente asmático llegó con una crisis prolongada de Asma al Policlínico de Mantilla, sin recursos alguno para atenderlo en pleno Período Especial, fue remitido al Julio Trigo pero no había ambulancia ni medio alguno para remitirlo; cuando llegó al Cuerpo de Guardia del Hospital, fue atendido por un Clínico de probada calificación a quién conocía. No había medicamento alguno para atenderlo…, falleció. ¿De quien fue la culpa?, ¿del médico que sin recursos alguno lo atendió en el Policlínico de Mantilla?, ¿del sistema de salud que no tenía disponible una ambulancia para su traslado?, ¿del Servicio de Emergencia del Hospital que no contaba con los medicamentos?  ¿Había que sancionar a los médicos? Esta información que les incluyo trata de un médico que atiende un paciente con un infarto agudo de miocardio en ese mismo Policlínico de Mantilla…, el paciente muere…., la ambulación demoró dos horas en llegar para trasladar al paciente al hospital.
Mantilla, La Habana, 25 de agosto de 2011 (PD) Javier Padilla, un médico del policlínico de Mantilla, en el municipio capitalino Arroyo Naranjo, fue expulsado de su trabajo y probablemente le suspendan su título y no pueda ejercer más porque lo culpan por la muerte de un paciente.
El hombre, de 34 años, murió de un paro cardiaco en el Policlínico mientras esperaba por una ambulancia que lo trasladara a otro hospital.
Ante las quejas de los familiares del difunto, que acusaron al médico de no hacer bien su trabajo, el galeno y dos enfermeras fueron separados de su puesto por negligencia médica.
Padilla afirma que fue una decisión injusta, porque la negligencia fue de otros y no suya.
Según explica el galeno, el hombre, de 34 años, llegó con vida al policlínico y le fueron aplicados los primeros auxilios. La falta de equipos especializados no permite que un infartado sea atendido en la policlínica por lo que en esos casos se procede a llamar una ambulancia para trasladarlo de urgencia a un hospital.
En este caso, la ambulancia fue llamada pero demoró 2 horas en llegar. El hombre murió de un segundo paro cardiaco.
Vistas ambas informaciones preguntamos: ¿Mala práctica o negligencia médica? ¿De quien es la mala práctica, del médico que tiene que atender un paciente sin recursos o del sistema de salud establecido por el gobierno en Cuba que no dispone de estos recursos? ¿Quién es el negligente, los médicos y las enfermeras o los dirigentes de salud que no establecen las prioridades requeridas?
*Periodista independiente, reside en Mantilla, La Habana, Cuba.  Informa para Primavera digital.