lunes, junio 29, 2015

El problema del destino de los desechos biológicos en Cuba. Un trabajo de periodismo de investigación en Holguín pone al descubierto una situación muy alarmante.

En el conocido canal en línea de videos, You Tube, ha sido colocado un video de jóvenes realizadores cubanos, radicados en la ciudad de Holguín, donde abordan el complejo tema de la situación del cementerio de Mayabe, en la localidad  y las critica situación del mismo agravada por el tratamiento y destino de los desechos biológicos que provienen del cercano Hospital Clínico Quirúrgico y probablemente de otras facilidades hospitalarias de esta ciudad.
El documental de 18 minutos de duración fue realizado por: Nairovis Zaldívar Peña, Yainiel Diamela Pérez Escofet y Rosaida Checa Castillo; el documental con el título de: “Que en paz descansen” puede verse  haciendo CLIC AQUÍ

El manejo de los residuos hospitalarios, sobre todo los desechos biológicos, son un problema de máxima prioridad de los sistemas de Salud y de los organismos e instituciones encargados del manejo y destino final de los mismos.
Los residuos generados por los servicios de salud se diferencian por lo menos en cuatro categorías generales. Hay subcategorías adicionales, pero en general se pueden clasificar de la siguiente manera:
Residuos Sólidos Generales, residuos químicos peligrosos, residuos radioactivos y por último los residuos infecciosos. Estos últimos son los que caen en la categoría que toma en cuenta las indagaciones de los jóvenes que incursionaron en un trabajo de periodismo de investigación en la ciudad de Holguín, Cuba.
Los residuos de infecciones o digamos potencialmente infecciosos, son los generados en los diagnósticos o tratamientos directos con pacientes que se supone contienen patógenos (bacterias, virus, parásitos u hongos) en cantidad, concentración o virulencia suficiente como para causar enfermedades en las personas susceptibles. Esto incluye a los cultivos y "stocks" de laboratorios, sangre, elementos punzantes y restos humanos o animales ("pathological waste". De manera que los restos humanos provenientes de autopsias, accidentes, abortos, amputaciones etc. provenientes de los hospitales locales son basura patológica que puede ser peligrosa si no se hace los procedimientos que están establecidos para tal fin.[1]
Insisto se trata de residuos de cirugía y autopsias realizadas a pacientes con enfermedades infecciosas (por ej. tejidos y materiales o equipos que han estado en contacto con sangre u otros fluidos corporales); residuos patológicos o restos humanos o animales, tales como los tejidos, órganos, secciones del cuerpo, fetos humanos o cadáveres de animales, sangre y fluidos corporales. Dentro de esta categoría, las secciones de cuerpo humano o animal que son reconocibles son también denominados residuos anatómicos. Esta categoría debería ser considerada como una subcategoría de los residuos infecciosos, si bien puede incluir también secciones de cuerpo sanas. Esto no es solo los desechos biológicos pero son los que aparecen en la indagación que muestra el material del video publicado.
Cuando el sistema de salud y las autoridades locales se enfrentan a un problema como este lo que debe hacerse es lo siguiente; sobre todo en la relativo a los residuos biológicos.
Debe definirse el problema con claridad y clasificarlo. Debe mantenerse el acento en reducir los desechos biológicos en lo posible  en tanto que se garantiza la seguridad de los trabajadores. Para el manejo de los desechos debe proveerse de un sistema de recolección y trasporte adecuado  estableciéndose programas bien definidos; aplicar la tecnología apropiada de disposición final de  los residuos patológicos  que sean ambientalmente seguros y económicamente razonables. No se puede andar por ahí en los cementerios tirando los desechos biológicos, sin apenas enterrarlos y donde al poco tiempo los perros callejeros y las aves carroñeras dan cuenta  de partes anatómicas que vienen de un hospital. ¿Es que ya no hay incineradores en los hospitales en Cuba?
Cuando admitimos semejante conducta irresponsable y peligrosa, no podemos aceptar la idea de que en nuestro país no exista conciencia y conocimientos adecuados como para saber de este problema  y conocer de sus soluciones. Un simple vistazo demuestra que especialistas cubanos conocen de este problema de salud y saben de su manejo.
Se conoce del riesgo en el manejo de estos desechos para el personal de salud:
Los desechos peligrosos de las instituciones de salud constituyen un factor importante de riesgo para el personal que interviene en su manipulación, y al mismo tiempo contribuyen al deterioro del medio ambiente. En este trabajo se realizó una revisión de los riesgos ocupacionales y del personal asociado al manejo de los desechos peligrosos. Se analizaron las prácticas adecuadas y otras técnicas de manipulación que permiten la reducción de dichos riesgos, con el objetivo de que el personal proteja su salud y pueda desarrollar su labor con mayor eficiencia. Se hizo un análisis de la legislación existente en el país para garantizar la protección y la seguridad de los trabajadores durante el manejo de los desechos peligrosos provenientes de instituciones de salud, y se pudo apreciar que es aún insuficiente y que expresa de forma muy general las obligaciones para la protección y seguridad de los trabajadores.[2]
Hay información sobre el problema y la búsqueda de soluciones. En un trabajo de la Dra. Silvia Álvarez Rosell de la Dirección de Medio Ambiente del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente con el título de “Manejo de desechos peligrosos en cuba. Situación actual y perspectivas”,  la autora señala lo siguiente:
El adecuado manejo de los desechos peligrosos se ha convertido en un tema de alta prioridad para todos los países y en especial para aquellos en vías de desarrollo que en general, carecen de infraestructura técnica sólida, tecnologías idóneas y recursos humanos debidamente capacitados para llevar a cabo esta labor sin causar impactos negativos sobre el medio ambiente. Para estos países, este asunto representa un verdadero desafío, requiriéndose disponer de recursos financieros para crear capacidades y adquirir tecnologías, lo cual debe ser hecho realidad con el apoyo de los países desarrollados, pero que hasta ahora no deja de ser un compromisos sin que en la práctica se materialice de forma efectiva. La colaboración y la cooperación entre los países en desarrollo es también una vía útil que debe potenciarse más. Este trabajo pretende exponer como Cuba ha enfrentado este reto, presentando las acciones realizadas, las dificultades confrontadas y las acciones futuras que deberán acometerse para que el manejo de desechos peligrosos no constituya un problema ambiental a resolver. [3]
Con fecha 15 de febrero del año 1999, aparece en la edición ordinaria de la Gaceta Oficial de la República de Cuba  correspondiente al  añ XCVII, Numero 7 en la Página 11ª el Decreto –Ley No. 190 de la Seguridad Biológica. En el capitula VII señala lo siguiente:
DE LOS DESECHOS BIOLOGICOS PELIGROSOS.
ARTICULO 15.- Los titulares de las entidades que tienen a su cargo instalaciones y áreas de liberación, cuyas operaciones generen desechos biológicos peligrosos, entendiéndose por éstos, los que contienen agentes biológicos, organismos y fragmentos de éstos con información genética, que representen un peligro real o potencial para la salud humana y el medio ambiente en general, serán responsables por su uso, tratamiento, transportación y disposición en condiciones de seguridad y en correspondencia con las disposiciones ambientales vigentes, de forma que se garantice la protección del medio ambiente y en particular de la población y los trabajadores.
ARTÍCULO 16.- Las autoridades referidas en el artículo anterior que están responsabilizadas con el uso, tratamiento, transportación y disposición de desechos, deberán planificar dentro de su presupuesto de gastos los recursos financieros necesarios, a los efectos de garantizar la cobertura de los costos que generen dichas operaciones.

Es decir que existe una base legal establecida en Cuba para la seguridad biológica y el problema de los desechos biológicos.
Los jóvenes en Holguín que hicieron posible este trabajo de periodismo de investigación han mostrado algo que todos conocen: el  terrible abandono de los cementerios en Cuba, la actitud indolente de tantos que han convertido los cementerios en lugares donde se roba  y se ultraja  la memoria de los que allí ya hacen. Pero el asunto que muestran en el Video va más allá del destrozo ambiental de los cementerios cubanos; se trata de mostrar que esos lugares y en particular el Cementerio de Mayabe en la ciudad de Holguín, es un vertedero de residuos biológicos donde no se cumplen ni las más elementales normas establecidas para tales fines.
 No culpemos ahora a los especialistas de la salud, en este asunto está la desidia de un gobierno que no prioriza asuntos tan relevantes como es el cuidado de estas instalaciones y el cumplimiento de políticas establecidas para el transporte y manejo de los residuos hospitalarios. Se trata de peguntarnos si un camposanto debe ser el vertedero de los desechos biológicos de las facilidades hospitalarias de la localidad.
Urge tomar las medidas adecuada para que políticas y normas conocidas y aplicadas por muchos sean instrumentalizadas en Cuba…, también en Holguín.
Nota del Editor: Una información inicial fue publicada con un enlace al video en la página web de temas cubanos: Cuba en vivo.



[1] Manejo de los residuos hospitalarios. Por Hollie Shaner, N.R. y Glenn McRae .Traducción inglés-español: Daniela Montalto y Elba Stancich .2ª edición revisada, Julio 2002. En línea. Consultada 28/6/15. Disponible en: http://www.alihuen.org.ar/coalicion-ciudadana-anti-incineracion/manejo-de-los-residuos-hospital.html
[2] Dra. Raquel de los A. Junco Díaz y col. Seguridad ocupacional en el manejo de los desechos peligrosos en instituciones de salud. Rev Cubana Hig Epidemiol 2003; 41(2). En línea. Consultada 28/6/16. Disponible en: http://bvs.sld.cu/revistas/hie/vol41_01_03/hie07103.htm#cargo
[3] Dra. Silvia Álvarez Rossell. Manejo de desechos peligrosos en cuba. Situación actual y perspectivas .Cub@: Medio Ambiente y Desarrollo; Revista electrónica de la Agencia de Medio Ambiente
Año 5, No. 9, 2005. En línea. Disponible en: http://ama.redciencia.cu/articulos/9.06.pdf