jueves, junio 28, 2007

Médico cubano, prisionero de conciencia, confinado con reos esquizofrénicos desde frbrero del 2005.

Por: Laida Carro.*
El DR. LUIS MILAN FERNÁNDEZ, prisonero de conciencia de la ola represiva que llevó a cabo el gobierno cubano durante marzo-abril 2003, y un hombre que no padece de ninguna enfermedad mental, está recluído arbitrariamente desde el 18 de febrero, 2005, a una sala psiquiátrica de la Prisión de Boniato, in Santiago de Cuba.
El Dr. Milán está obligado a compartir su celda con dos ó tres pacientes psiquiátricos de todos tipos (obsesivos, esquizofrenicos, con neurosis depresivas que intentan suicidarse, etc.). El patrón de las autoridades carcelarias de la Prision de Boniato es cambiarle y variarle los compañeros de celda cada tanto tiempo, algunas veces dejándolo solo. Además, todos los reos criminales que tienen que pasar por una evaluación psiquiátirca permanecen en la celda junto al Dr. Milán durante semanas hasta la conclusión de dicha evaluación.
Durante la última visita a la prisión el 12 de junio, 2007, Lisandra Lafitta**, esposa del Dr. Milán Fernández encontró a su esposo mucho más delgado y muy demacrado. El calor sofocante y el comportamiento errático y descontrolado de los enfermos que comparten su celda ( recientemente, uno de ellos se cortó su propia oreja) le impiden al Dr. Milán poder dormir ó descansar, además de que se le hace imposible leer y escribir.
Su esposa añadió que su esposo no puede ver a través de las persianas fijas de cemento de su celda: “ …el huele y oye la lluvia caer pero no la puede ver nunca…”
El Dr. Milán, de 37 años siempre fué un hombre muy sano. A raíz de su traslado de la prisión de Canaleta en Ciego de Ávila (donde estuvo en un destacamento junto a 146 reos comunes), al Combinado del Este en La Habana, le encuentran las siguientes enfermedades después de un amplio chequeo en la prisión: un tumor óseo en el húmero izquierdo, una retracción del tímpano izquierdo con pérdida de la audición, un enfisema pulmonar ( no fuma, aunque estuvo expuesto al humo del cigarro en la prisión de Canaleta), hiperstensión, problemas de cornetes inflamados de la nariz, y el hígado le ha aumentado de tamaño. Todos estos males requieren biopsias y tratamientos quirúrgicos a los cuales el Dr. Milán se niega a someterse por no confiar en el personal médico de la prisión.
El Dr. Luis Milán Fernández es miembro del Colegio Médico Independiente de Cuba. En Junio del 2001, él y su esposa, una dentista, firmaron un documento titulado “Manifiesto 2001”, que hace un llamado al establecimiento de libertades furndamentales en Cuba. Junto a otros profesionales de la salud, llevaron a cabo una huelga de hambre para llamar la atención sobre la pésima situación de la atención médica en las prisiones, entre otras cosas.
En marzo 18 del 2003, durante una ola represiva perpetrada por el gobierno cubano, fué arrestado y sometido a juicio sumarísimo el 4 de abril cuando le fué aplicada la llamada Ley 88 de Protección de la Independencia Nacional y la Economía de Cuba. Fué acusado de quebrantar el orden interno del país y sentenciado a 13 años de prisión.
* Coalición de Mujeres Cubano-Americanas. Información obtenida vía telefónica desde Cuba – Grabada y transcrita por la Coalición de Mujeres Cubano-Americanas/ LAIDA CARRO. Tel: (305- 740-0934).Fax: (305- 740-7323) (Joseito76@aol.com)
** Dra. Lisandra Laffita Hernández ( esposa Dr. Milan) Dirección: Edificio B27, Apt.10, Reparto Antonio Maceo, Santiago de Cuba, Cuba.