sábado, diciembre 21, 2013

Tres mil cubanos, en su mayoría médicos, han llegado a los Estados Unidos después de dejar las misiones donde se desempeñaban en Venezuela.

En el último año un promedio de tres mil cubanos, en su mayoría médicos, llegaron a Estados Unidos desertando de los distintos programas sociales que ejecutan en Venezuela, lo que representa un incremento de 60% con respecto a 2012.
En territorio estadounidense hasta el año pasado había unos cinco mil médicos y enfermeras cubanas refugiados de todo el mundo, y hasta el primero de diciembre de 2013 la cifra alcanzó los ocho mil, 98% de ellos provenientes de Venezuela.
Así lo reveló el doctor Julio César Alfonso, presidente de la Solidaridad sin Frontera (SSF), una organización con sede en Miami, que se encarga de prestar ayuda a los médicos cubanos que buscan desertar de los programas sociales que La Habana vende como “economía de servicios” por todo el mundo.
A lo largo y ancho de toda Venezuela está el mayor contingente de profesionales de la medicina cubana prestando servicio, gracias al convenio de cooperación firmado entre Caracas y La Habana en 2003.
Hasta 2012, 44.804 cubanos prestaban servicios en las siete misiones sociales que comenzaron en 2003, según la última cifra oficial reportada.
En 2012 teníamos cinco mil profesionales de la medicina refugiados en EEUU con ayuda federal, pero la cifra se disparó en lo que va de 2013, llegando a los ocho mil galenos, 98% de ellos que huyeron de Venezuela porque las condiciones son cada vez peores en ese país”, advierte Alfonso.
La mayoría de los cubanos salieron por los bajos salarios que están recibiendo, la paga no llega a tiempo, se incrementó la carga de trabajo en los distintos módulos de Barrio Adentro y CDI de todo el país, lo que muchos denuncian como un sistema de esclavitud moderno”, dice el directivo de SSF.
A los médicos les pagan unos 300 dólares directamente, pero al Estado cubano Venezuela le honra el promedio de 6.000 dólares por cada profesional, es decir, que ellos no reciben ni el 10% de los beneficios económico”, reclama Alfonso.
Estos profesionales, como todo cubano que preste misión en el exterior, pueden pedir visa de EEUU bajo el programa Parole para Profesionales Médicos Cubanos (CMPP, por sus siglas en inglés), que data del año 2006.
Luego de solicitar asistencia ante la Embajada estadounidense en Caracas, el mayor punto de salida de los cubanos sigue siendo vía Colombia rumbo hacia EEUU, aunque Brasil se está convirtiendo en otra ruta de tránsito hacia la liberación de estas personas.
A los médicos se les sigue exigiendo presentar altos registros de pacientes examinados para luego elaborar informes, mucho de ellos con cifras adulteradas que no corresponden con cédulas, nombre del enfermo o padecimiento.
“Esto es necesario para que Cuba pueda mostrar reportes positivos al Estado venezolano”, explicaba Alfonso.

Fuentes: El Universal de Caracas , Cubanet