domingo, agosto 10, 2008

La Psiquiatría en Cuba. Primera Parte.

El Blog de Medicina Cuba presentará en una serie de tres partes el extensor artículo: La Psiquiatría en Cuba, del Dr. Samuel Martínez Lara, Psiquiatra cubano que fue uno de los fundadores del Movimiento de Derechos Humanos en la Isla.
El Dr. Martínez Lara fue un destacado luchador por los DDHH y fundo junto a otros valiosos compatriotas el Partido Pro Derechos Humanos. El Dr. Martínez Lara falleció en el curso del presente año en el Exilio. Sirva esta actualización de su artículo como merecido homenaje a quien fuera figura notable de la oposición en Cuba.
La Psiquiatría en Cuba. Primera Parte.

Por: Dr. Samuel Martínez Lara.*
En el año 1988, a raíz de la visita a Cuba de la comisión de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas que sesiona en Ginebra, presenté tres trabajos cuya única finalidad era establecer una correlación entre la Psiquiatría y la Psicología del pueblo cubano y la situación de Derechos Humanos en la patria de José Martí. De este modo pretendíamos llamar la atención de la Opinión Publica Internacional y de todas las instituciones humanitarias del mundo, sobre las continuas y sistemáticas violaciones de orden institucional de los Derechos Humanos por parte del gobierno de Fidel Castro. Bajo el titulo "Los Derechos Humanos en Cuba: Perspectivas Psiquiátricas". "El modelo C-8. Una Aberración Stalinista" y "El Síndrome del C-8 o Síndrome de la Limitación de la Libertad de Movimiento", se ofrecía una panorámica sobre la situación de Derechos Humanos en las áreas correspondientes.
La proliferación de diversos grupos de Derechos Humanos a partir del Comité Cubano de Derechos Humanos y de distintas organizaciones con un carácter de oposición política a partir del Partido Pro-Derechos Humanos de Cuba, ha traído por resultado un recrudecimiento de la represión por parte de la policía política. El desmantelamiento del Comunismo a escala internacional ha puesto en evidencia el carácter Stalinista del régimen de Fidel Castro. El gobierno cubano continuo sentado en el banquillo de los acusados en los Fórums Internacionales. El Castrismo llega a su fin. Una pregunta asoma a nuestra mente. ¿Cual es el estado de Sanidad Mental de la Sociedad Cubana actual?
El totalitarismo en Cuba ha ejercido una gran influencia sobre el Psiquismo del cubano lo cual se pone de manifiesto por un cambio brusco y radical del Estereotipo Dinámico del ciudadano. Estos cambios están relacionados con la Estatización de la Sociedad. Los Cambios operados desde el punto de vista económico, político, social y cultural, unido a la represión desatada contra todo tipo de manifestación que no corresponda con la oficial, trae por consecuencia un aumento de las Tensiones Sociales. Esto desde el punto de vista individual se expresa por un incremento del nivel de ansiedad, el miedo constante que el sistema por medio de la represión le inocula al ciudadano lo lleva a la Simulación y a un desequilibrio permanente entre la manera de pensar, el modo de sentir y la forma de actuar, y esto es fuente de trastornos emocionales, desordenes mentales y trastornos de conducta. Es necesario destacar que con el desarrollo del Stalinismo en Cuba se han aplicado métodos con la finalidad de ejercer control sobre la mente humana mediante el constante bombardeo de propaganda cuyo principal mensaje es la infalibilidad del sistema comunista y de la doctrina Marxista-Leninista, la omnipotencia, omnisciencia y omnipresencia del aparato de la Seguridad del Estado. Películas como "El hombre de Maisinicú" y programas televisivos como "En silencio ha tenido que ser" "Julito el pescador" entre otros, responden a los objetivos anteriormente planteados, de manera que el gobierno cubano está constantemente inoculándole el miedo a sus ciudadanos, bien sea mediante la represión directa (persiguiendo, encarcelando, fusilando, desterrando) o mediante La Represión Indirecta (Propaganda encaminada a ese fin, control absoluto de la vida de los ciudadanos por medio de instituciones creadas para tales propósitos, limitación de todo tipo de libertades propias de un Estado de Derechos). Esto lógicamente repercute sobre el estado de salud mental del pueblo cubano. No es por casualidad que nuestro pueblo exhibe los índices más altos de alcoholismo, ingestión de psicofármacos, suicidio, divorcio y accidentes automovilísticos de toda su historia.
El Alcoholismo en Cuba guarda estrecha relación con el nivel de frustración de la Sociedad Cubana. El individuo en medio de tanta intolerancia social trata de ahogar sus penas en el alcohol. El gobierno cubano, por otra parte, ha llevado a cabo una política de estimular el consumo de alcohol con vista a embrutecer al pueblo y a mantenerlo entretenido.
La ingestión de psicofármacos de manera excesiva como ocurre en Cuba expresa el nivel de ansiedad y depresión que presenta nuestro pueblo. Por otra parte, expresa también las dificultades de la Salud Publica cubana de no haber formado en los últimos treinta y dos años una Escuela de Psicoterapia capaz de ofrecer una alternativa más beneficiosa al consumo de Psicofármacos. En estos momentos en que el país atraviesa por una crisis sin precedente alguno en su historia, ni siquiera hay medicamentos ansiolíticos ni antidepresivos para combatir los estados de Depresión y Ansiedad tan frecuentes entre nuestros conciudadanos.
El suicidio en la Cuba de Fidel Castro ha alcanzado dimensiones inconmensurables. Este fenómeno social se debe entre otras cosas a: La gran frustración que sufre el pueblo de Cuba, la gran intolerancia propia de un gobierno totalitario, la generalización del doble estándar de la personalidad, fenómeno psicosocial consistente en una franca Dicotomía entre el modo de pensar, de sentir y de actuar, en el que la simulación juega un papel determinante. El estado de desesperación a que está sometido nuestro pueblo determina el alto índice de suicidios. Cada día son más y más los hijos de Cuba que ven menos y menos solución a problemas acuciantes, lo cual determina el Acto Autoquírico. El Ministerio de Salud Pública no ofrece estadísticas reales sobre este tema. La mayor parte de las estadísticas que ofrece el gobierno cubano para los controles internacionales están falseadas.
El divorcio esta bastante generalizado en la población cubana, sobre todo en las parejas jóvenes recién formadas. En este fenómeno juega un papel muy importante la carencia de condiciones materiales mínimas para la pareja, como es el factor vivienda. Otro aspecto que contribuye a incrementar el índice de divorcios esta relacionado con las constantes migraciones internas que se producen en el país, lo cual unido a la falta de recursos y posibilidades para que el otro miembro de la pareja pueda trasladarse al mismo lugar donde uno de los dos ha sido designado, determina la ruptura de la pareja después de múltiples sinsabores.
El Internacionalismo Proletario, término eufemístico que se emplea para designar la política injerencista y napoleónica del gobierno de Fidel Castro en los países del tercer mundo, cuyo aspecto más visible fue la aventura de Angola y Etiopía, entre otros, también es una fuente productora de divorcios.
Los accidentes automovilísticos independientemente que tienen su causa en la carencia de piezas de repuesto y mantenimiento inadecuado a los distintos medios de transporte, también expresan el nivel de agresividad del pueblo cubano. Gran parte de estos accidentes se deben a infracciones del código del transito lo cual es expresión del nivel de enajenación mental de nuestro pueblo.
*Samuel Martínez Lara es un doctor en medicina que hizo curso de postgrado sobre psiquiatría en Estados Unidos. Ex-preso de conciencia, uno de los fundadores del Comité Cubano Pro Derechos Humanos en el presidio político. Es también uno de los fundadores y principales directivos del Partido Pro Derechos Humanos de Cuba. Ha escrito varios ensayos sobre siquiatría y represión en Cuba. Es presidente del PPDHC. (Nota como aparece en el artículo original
)

2 comentarios:

Anónimo dijo...

En el municipio de San Cristobal, Pinar del Rio, en el que fui Director, el indice de suicidio es alarmante con un subregistro estadistico impresionante.
Dr. Armando Cires Dermatologo.

Medicina Cubana dijo...

En el 1983 comenzo el registro de Suicidios y de intento de suicidios, pero no fue hasta 1985 que se establecio lo mejor posible.
Por aquel entonces estaba de J' de Cuerpo de Guardias en el Hospital de Cardenas, NO habia ni la mas minima intencion por parte de las autoridades de salud de que se hicieran los reportes, sobre todo de los intentos de suicidios.
Los Psiquiatras quienes valoraban los pacientes no siempre hacian el reporte