sábado, febrero 16, 2008

Una organización espiritista en Cuba hace un llamado a eliminar el mosquito trasmisor del Dengue.

Cuando no esperábamos encontrarnos nada más pasmoso en la ya grotesca realidad cubana; una organización espiritista asentada en el centro de la Isla hace una desacostumbrada advertencia para evitar, el desarrollo y la propagación del Mosquito trasmisor del Dengue.
Esto me recuerda aquel anunció de los medios en Cuba que repetían hasta el cansancio: “Malanguitas en el agua…, No, No, No”. Ahora la exhortación dice: “Si los vasos están sucios el espiritismo no camina”. Bueno como también se decía en Cuba; “la prevención es tarea de todos",aqui tienen un ejemplo de como los espiritistas ayudan a la pevencion de una enfermedad".A continuación les dejo la información completa:
Llamamiento de espiritistas.

Por: Reinaldo Cosano Alen.*
LA HABANA, Cuba, 15 de febrero 2008 – La Asociación de Espiritistas Gloria Universal, de Santa Clara, provincia Villa Clara, hace un llamamiento a sus correligionarios y a otras asociaciones religiosas para contribuir a la eliminación de sus hogares del peligroso mosquito Aedas Aegypti, vector del dengue, convertido en un problema de salud pública que periódicamente cobra vidas en la Isla.
La presidenta de la Asociación, Clara Rosa Agűero, de 80 años, y 73 dedicados al espiritismo, expresó: “Todo lo que viene de lo alto debe ser claro y limpio para recibir la obra del Espíritu Santo. Los vasos espirituales con agua deben fregarse un día sí y otro no. Los espíritus no vienen donde está el churre. Si los vasos están sucios el espiritismo no camina”.
Añade la médium villaclareña que los espiritistas deben organizar sus bóvedas (altares) no sólo para el beneficio personal, sino para el de la colectividad, y que ello incluye mantener limpios los vasos espirituales.
Trabajadores de vigilancia y lucha contra el mosquito del Ministerio de Salud Pública de Villa Clara, descubrieron en 2006 una veintena de focos de Aedes en vasos espirituales, cifra que, afirman, va en aumento.
Especialistas de la Salud de esa provincia aseguran que la hembra Aedes puede depositar en un vaso con agua limpia de diez a quince huevos, y el resto, un centenar, lo colocan en otros vasos o depósitos en el hogar o en las proximidades, lo que justifica el llamado de los espiritistas a mantener los vasos en buenas condiciones.
*Periodista independiente cubano. Agencia Sindical Press.