miércoles, agosto 26, 2009

Cuba: Médicos sin consultorios, Salud internacionalizada.

No hay marcha atrás.
Por. Martha Beatriz Roque.*
Los mal llamados logros en Cuba se han vuelto un bumerán, imposibles de mantener y también irreversibles en sus daños. Sólo habría que pasarle una vista por encima a las joyas de la corona: la salud, la educación y el deporte, esos tres puntos de referencia que han sido usados durante tanto tiempo para decir que "Cuba, es la más mejor".
En la década de los 90, del pasado siglo, los médicos querían tener derecho al consultorio de la familia, pues en los altos se construía la casa para ellos y en algunos casos, menos populares, en un tercer piso la de la enfermera. Con el envío de galenos para todos los países en América Latina, los consultorios comenzaron a quedar vacíos, no había profesionales de la salud para llenar todos los espacios y ahí comenzó el deterioro.
Después llegó el mal tiempo, la temporada ciclónica del pasado año, hizo que se entregaran a personas con problemas de viviendas, algunos de los que estaban en desuso; otros permanecieron así y los necesitados se han encargado de vaciar su carpintería, tomar los lavamanos, las tazas del inodoro, etc. En fin, que el programa del "Médico de la Familia" fue sacrificado a favor del "internacionalismo de la salud", que provee al país de recursos políticos a nivel internacional. Si se tomara una radiografía de la situación de este proyecto, se podría constatar que está casi destruido.
De la misma forma y por iguales motivos, se han perdido todos los trabajos de la medicina preventiva, tales como: la prueba citológica, la atención a la embarazada, el seguimiento de los bebés cuando nacen, las vacunas, etc. Todos estos controles de la salud, subordinados al Médico General Integral que atendía en los barrios cada uno de estos programas.
Para leer todo el articulo hacer CLIC AQUI.
*Ex prisionera política de la causa de los 75. E-mail: mbrcnuevocorreo@gmail.com
Foto: Robo en consultorio medico deja el mismo sin ventanas y puertas. Cortesía de Niurka Caridad Ortega Cruz. Red Cubana de comunicadores comunitarios
.